Seleccionar página

Con estos días calurosos que estamos pasando, nada viene mejor que el helado para terminar de una forma fresquita nuestras comidas. Como no me gusta dejar la fruta de lado, sobretodo de cara a los mas pequeños, me gustó la idea de esta sencilla receta. En ella se combinan el helado de vainilla, el melocotón y las avellanas, aunque podría utilizarse en lugar del melocotón, nectarina, pavia o cualquier fruto de esa familia. Una excusa este postre, para provechar la receta que el pasado mes apunte en el blog y realizar el helado de forma casera, en lugar de comprarlo.

Ingredientes (para dos personas):

  • 2 melocotones
  • 2 cortes de helado de vainilla
  • 1 puñado de avellanas

Elaboración:

Pelemos los melocotones, quitamos el hueso central y los cortamos en trozos. Se tritura la carne del molocotón con la batidora y se reserva el puré en la nevera.

En una picadora, se pican las avellanas sin que lleguen a ser polvo, para que se vean los trocitos.

Servimos en cada copa un corte de helado y cubrimos con el puré de melocotón. Adornamos con las avellanas picadas y servimos al momento, bien frio.

Notas:

  • Es preferible utilizar melocotones maduros (que estén para consumir ese día), para obtener un mayor sabor y que sea mas fácil su trituración.

.