Salsa Mery

Salsa Mery

Salsas

La salsa mery es una sencilla salsa de perejil muy típica en España que se suele utilizar para acompañar y condimentar muchos platos, en especial cuando hacemos sepia a la plancha, cefalópodos y aliñar cualquier tipo de pescados. Es la salsa reina de los pescados

Como hacer la salsa mery

Ingredientes:

  • 2 dientes de ajo
  • perejil
  • 1/2 limón
  • vinagre
  • aceite de oliva
  • sal

Continue reading

Costilla de cerdo asada al romero y miel

Carnes

La costilla de cerdo asada es un plato fácil de elaborar y que nos permite hacer otras cosas mientras se cocina en el horno. Únicamente debemos prestar atención en regar de vez en cuando con su propio jugo la costilla y evitar que se nos reseque. El toque especial de esta receta lo ponen la miel, que otorga un sabor peculiar y ayuda a que la superficie de la costilla se dore y el aroma a romero. Podéis acompañarla de una buena ensalada o añadir unas patatas panaderas.

Ingredientes:

  • 1 kg. de costilla
  • 2 cucharadas de miel
  • 2 dientes de ajo
  • Pimienta negra
  • Sal
  • 1 ramita de romero
  • Aceite de oliva virgen
  • 1 vasito de vino blanco

Elaboración:

En un mortero majamos los dientes de ajo con la sal y la pimienta. Una vez majado, añadimos 3 cucharadas de aceite y removemos bien.

Colocamos la costilla en una bandeja de horno, untamos con nuestro majado de ajos y añadimos un chorrito de miel encima.

Vertemos un vasito de vino blanco en el fondo y una ramita de romero.

Horneamos a 180º aproximadamente 60 minutos hasta que la carne este dorada. A mitad de cocción le daremos la vuelta y de vez en cuando regaremos con su propio jugo la costilla, añadiendo más vino blanco si se quedase muy seca.

Notas:

  • Para que la carne coja mas sabor, podéis macerarla una hora antes de introducirla en el horno en el majado de ajos, pimienta y aceite de oliva e incluso añadirle una cucharadita de pimentón dulce.

.

Anchoas en vinagre

Pescados Tapas y aperitivos

Las anchoas o boquerones en vinagre son un buen aperitivo, que por si solo siempre me ha gustado y que además sirve como complemento de diferentes tapas que podamos preparar. Podemos comprarlas ya hechas, pero elaborarlas en casa es muy sencillito y obtendremos unas anchoas mas naturales, sin aditivos, e igual de ricas. Lo importante es contar con buena materia prima, unas anchoas frescas y sanas que podemos comprar en nuestra pescaderia de confianza, un buen vinagre de vino y aceite de oliva virgen.

Ingredientes:

  • 1kgr. de anchoas limpias y sin espina
  • 500ml. de vinagre de vino
  • 2 cucharadas de sal
  • 5 dientes de ajo
  • Perejil picado (opcional)
  • Aceite de oliva virgen

Elaboración:

Limpiamos bien las anchoas bajo el grifo, quitándoles la cabeza, espina, raspilla del dorso y aquellas zonas marrones por golpes que puedan tener. Posteriormente llenamos un recipiente de agua fría y hielo e introducimos los boquerones, para que acaben de lavarse.

Ponemos el vinagre junto con la sal en el vaso y batimos hasta que la sal este esté completamente disuelta.

En una fuente, vertemos parte del vinagre salado y a continuación colocamos nuestras anchoas, cubriéndolas con el vinagre restante. Si fuera necesario hacer varias capas de anchoillas iremos intercalando vinagre-anchoas para asegurarnos de que todas queden bien impregnadas. Tapamos con papel film transparente y metemos en el frigorífico unas 2-4 horas.

Pasado ese tiempo, retiramos el vinagre, pasamos las anchoas ligeramente por agua y escurrimos.

En una fuente, colocamos las anchoas con la piel hacia abajo, las regamos con aceite de oliva virgen (el aceite debe cubrir las anchoas), y añadimos el ajo bien picadito y el perejil (opcional). Dejamos reposar un mínimo de hora y media antes de servir para que cojan sabor.

Notas:

  • Cuanto mas tiempo mantengáis las anchoas en el vinagre, mas intenso y fuerte será el sabor que cojan.
  • Si el sabor del vinagre nos parece muy intenso puede rebajarse con un poco de agua y macerar las anchoas en la mezcla igualmente.

.

Arroz con hígado y chorizo

Arroz

Aunque no es algo que consuma habitualmente, cuando lo encuentro fresco en mi carnicería de confianza, si me gusta disfrutar de un buen filete de hígado. El hígado, es una menudencia muy sabrosa que ademas aporta gran cantidad de vitaminas A y B y de hierro. Para cocinarlo junto al arroz como hoy, es recomendable pedirle a nuestro carnicero unos filetes un poco gruesos que después cortaremos en taquitos. Suelo utilizar hígado de ternera, con un sabor mas suave que el de cerdo, pero cada cual puede elegir su opción. El hígado y el chorizo le darán sabor y color a nuestro arroz en la receta de hoy.

Ingredientes

  • 1 taza de arroz
  • 2 filetes de hígado de ternera
  • 100gr. de chorizo
  • 1 diente de ajo
  • 1/2 cebolla
  • 3 cucharadas de aceite de oliva
  • hebras de azafrán
  • Agua

Elaboración:

Calentamos 3 cucharadas de aceite en una cazuela baja y ponemos a rehogar a fuego medio el diente de ajo y la cebolla picados. Rehogamos unos 5-6 minutos removiendo la verdura.

Agregamos los filetes de hígado troceados y el chorizo en taquitos y doramos otros 3 minutos junto con la verdura. Cuando veamos que el chorizo empieza a freírse y a soltar grasilla, añadimos el arroz y rehogamos todo 2 minutos.

Vertemos el agua, unas 2-3 tazas, sazonamos y añadimos unas hebras de azafrán. Cocinamos a fuego fuerte unos 4 minutos y después tapamos la cazuela y cocinamos a fuego suave otros 15 minutos o hasta que el arroz esté listo.

Apagamos el fuego, destapamos, cubrimos con un paño blanco de cocina la cazuela y dejamos reposar unos minutos antes de servir.

Notas:

  • Podéis sustituir el azafrán por colorante o incluso añadir una cucharadita de tomate frito si queréis que tenga mas color.

.

Guisado de carne con alcachofas

Carnes

Ahora que el frio empieza a aparecer, cada vez son mas apetecibles los guisos y platos de cuchara. Este fin de semana lluvioso, aprovechando unos trozos de ternera que guardábamos en el congelador, cocinamos este guiso de ternera con patatas, zanahoria, guisantes y alcachofas. Una plato único de los mas completo y apropiado para entrar en calor en la época en la que entramos. A la hora de servirla, y solo en algunos platos (entre ellos el de la foto), serví ademas unas uvas pasas, una idea para aquellos a quienes les gusten.

Ingredientes:

  • 500gr. de ternera para guisar
  • 1 Cebolla pequeña
  • 2 Zanahorias pequeñas
  • 4 Alcachofas
  • 2 cucharadas de tomate frito
  • 1 cucharadita de pimentón dulce
  • 1 rama de laurel
  • 1/2 vaso de vino blanco
  • 3 patatas
  • 2 puñados de guisantes
  • 1 diente de ajo
  • Aceite de oliva
  • Pimienta y Sal
  • Agua

Elaboración:

En una olla calentamos unas cucharadas de aceite y rehogamos la cebolla picada unos minutos hasta que esté tierna.

Añadimos 2 cucharadas de tomate frito, la zanahoria cortada en rodajas finas y las alcachofas limpias en cuartos. Rehogamos unos minutos mas, removiendo de vez en cuando.

Mientras, cortamos la carne en trozos y una vez salpimentada, la añadimos a la olla para que se dore, removiéndola continuamente.

Añadimos la cucharadita de pimentón y preparamos en un mortero un diente de ajo majado que añadimos al guiso junto con medio vaso de vino blanco. Cocinamos la mezcla para que el alcohol se evapore.

Cubrimos con agua, ponemos las patatas cortadas en trozos grandes, una hoja de laurel y tapamos la olla dejando que el guiso hierva unos 10 minutos. Pasado ese tiempo añadimos los guisantes y cocinamos 10 minutos mas aproximadamente.

Retiramos del fuego y servimos caliente.

Notas:

  • Utilice agua para elaborar el guiso pero si tenéis una caldo de carne preparado, mejor que mejor.

.

Crema de brocoli con champiñones

Cremas y Sopas

El brócoli es un vegetal duro de la familia del repollo o col, con alto contenido en vitaminas C, D y A, importantes como antioxidantes. A la hora de comprarlo es importante elegir los ramilletes sanos , piezas compactas de color verde oscuro que se vean frescas y firmes, ligeramente tiernas al tocar. Aunque lo compremos envasado siempre es recomendable lavarlo bajo el grifo con agua fria, antes de cocerlo como será nuestro caso. La crema es una buena forma de introducir verdura a todos aquellos a quienes no les gusta y a los niños. En este caso lo he acompañado de champiñones, pero también podéis acompañarlo de picatostes o de jamón picadito salteado por poner algunos ejemplos.

Ingredientes (para 2 personas):

  • 1kg. de brócoli (sin tallos)
  • 150gr. de champiñones
  • 1 diente de ajo
  • 1 cucharada de Perejil fresco picado
  • 2 cucharadas de zumo de limón
  • 1 cucharada de aceite de oliva
  • Sal y pimienta al gusto

Elaboración:

En una olla con abundante agua y sal cocemos el brocoli unos 4-6 minutos a fuego medio, sin que el agua deje de hervir. No combiene cocinarlo mas para que no pierda ni color ni propiedades.

Por otra parte, en una sartén calentamos una cucharada de aceite de oliva. Introducimos los champiñones cortados en láminas, un diente de ajo entero, salpimentamos, añadimos el zumo de limón y salteamos unos minutos. Una vez salteados, retiramos el ajo, añadimos el perejil picado y mezclamos.

Cuando el brocoli esté hecho, lo sacamos del agua, reservando por una parte el agua, por otra el brócoli. Con un procesador de alimentos, hacemos puré el brócoli, añadiendo el agua de cocción necesaria hasta que alcance la consistencia que deseemos.

En un bol o tazón vertemos parte del puré y encima las setas salteadas.

Notas:

  • Si os gusta mucho el ajo, podéis conservarlo o incluso laminarlo finito para comerlo junto a la crema.

.

Salsa Pesto

Salsas

El pesto es una salsa típica y originaria de la Liguria, Italia, cuyo ingrediente principal es la albahaca. Además de la albahaca, se muelen piñones y ajo, todo ello aderezado con queso parmesano o de oveja y de aceite de oliva. Es una salsa sencilla de elaborar que tradicionalmente se prepara machacando o moliendo los ingredientes en un mortero, pero para la que podemos utilizar un procesador de alimentos. Se utiliza normalmente para acompañar la pasta pero se le pueden dar otros usos y servirla como relleno de tomates cherry, como acompañamiento de nachos… es cuestión de echarle imaginación.

Ingredientes

  • 2 tazas de hojas de albahaca fresca
  • 2 dientes de ajo grandes
  • 1/2 taza de queso parmesano rallado
  • 1/4 taza de queso de oveja curado ralaldo
  • 1/4 taza de piñones
  • 1/2 taza de aceite de oliva virgen extra
  • Sal y pimienta al gusto

Elaboración:

Trituramos la albahaca, los ajos y los piñones hasta conseguir una pasta homogénea en un mortero.

Añadimos la mitad del aceite de oliva y batimos para darle a la pasta una consistencia cremosa. Incorporamos el resto del aceite poco a poco en forma de hilo sin dejar de batir hasta lograr la consistencia adecuada.

Añadimos los quesos y removemos con ayuda de una cuchara de madera.

Salpimentamos al gusto. Probamos para rectificar si fuera necesario.

Notas:

  • Podemos elaborarlo también en un procesador de alimentos, combinando la albahaca, el ajo, el queso y los piñones y añadiendo después poco a poco el aceite de oliva hasta lograr la consistencia deseada.
  • Se puede jugar con la cantidad de aceite hasta lograr el espesor que deseamos, según el uso que vayamos a darle.

.

Merluza en Salsa

Pescados

La merluza en salsa es uno de esos platos rápidos y socorridos de preparar aunque pueda parecer lo contrario. Un plato suave, agradable, con un gran aroma y en el que los paneros tienen asegurado el disfrute mojando la salsa. Hoy en día con las pastillas de caldo concentrado, ni siquiera es necesario tener preparado de antemano un buen caldo de pescado, aunque si es recomendable. La gracia del plato es que la salsa ligue y esto se puede hacer con harina y huevo cocido como en la receta de hoy, pero también con pan tostado, almendras… Las rodajas de merluza, listas en 2-3 minutos es preferible que sean de unos 3-4 cm de grosor.

Ingredientes (para 2 personas):

  • 4 rodajas de merluza
  • 2 dientes de ajo
  • 1/2 vasito de vino blanco
  • 2 cucharadas de harina
  • 200-250 ml. de caldo de pescado
  • 2 cucharadas de Perejil fresco picado
  • 2 huevos cocidos
  • Aceite de oliva
  • Sal y pimienta

Elaboración:

Pelamos los ajos y los picamos finitos. En una cazuela baja calentamos unas cucharaditas de aceite de oliva y doramos los ajos sin que lleguen a quemarse.

A continuación, añadimos el vino blanco y dejamos que reduzca unos minutos.

Agregamos la harina y cocinamos para que después no resulte indigesta durante unos minutos.

Añadimos el caldo de pescado (caliente) a la cazuela y removemos durante unos minutos para que la harina se integre y disuelva completamente. Cocemos entre 5-8 minutos.

Agregamos dos cucharadas de perejil fresco picado y los dos huevos cocidos picaditos. Movemos la cazuela para que el huevo engorde la salsa.

Salpimentamos las rodajas de merluza por ambos lados y las introducimos en la cazuela, cocinandolas 2 o 3 minutos por cada lado. Servimos bien caliente.

Notas:

  • Si no tenéis caldo de pescado siempre podéis echar mano de una pastilla de caldo concentrado.
  • Se puede sustituir la harina para engordar la salsa por un trozo desmenuzado de pan tostado.

.

Carne de cerdo a la barbacoa

Carnes

La carne de cerdo es una de las mas consumidas en el mundo. Es una carne rica en grasas monoinsaturadas, contiene altas cantidades de ácido oleico y una destacable cantidad de proteínas. Ademas de sus propiedades, es una carne asequible para el bolsillo. Su parte trasera es menos grasa y más digestiva por lo que es la mas adecuada y la que he seleccionado para asar en la receta de hoy. Cortada en tiras y acompañada de una salsa barbacoa casera, resultará un riquísimo segundo plato. También se puede acompañar de una taza de arroz para hacer de la receta un plato completo, eso, lo dejo a vuestra elección.

Ingredientes:

  • 600gr. de carne de cerdo
  • 1 cebolla roja grande
  • 2 dientes de ajo
  • 400 ml. de salsa de tomate
  • 1 y 1 / 2 cucharada de salsa inglesa
  • 1 cucharada de vinagre de vino tinto
  • sal y pimienta
  • Aceite de oliva

Elaboración:

Cortamos la carne de cerdo en tiras finas y cocinamos en una sarten antiadherente unos 4-5 minutos para que adquieran un poco de color. Retiramos de la sartén y reservamos.

Picamos la cebolla y el ajo. En la misma sartén utilizada para la carne, y con un chorrito de aceite pochamos la cebolla y el ajo a fuego medio hasta que la cebolla esté tierna.

Añadimos la salsa de tomate, la salsa inglesa, el vinagre y salpimentamos al gusto. Cocinamos a fuego lento por 2-4 minutos removiendo la mezcla para integrar los sabores.

Para finalizar, añadimos la carne de cerdo a la salsa. Tapamos la sartén, dejamos hervir y cocinamos durante aproximadamente 15 minutos.

Servimos bien caliente.

Notas:

  • La mezcla se puede utilizar para rellenar bocadillos.

.

Nuggets crujientes de pollo

Carnes Tapas y aperitivos

Los nuggets de pollo, son una buena manera ademas de atractiva, de preparar la pechuga de pollo troceada. El la receta original de nuggets, los trozos de pollo se pasaban por un doble rebozado, dando como resultado un bocado muy crujiente en su exterior y jugoso en su interior. Es una receta muy sencilla en la que podemos jugar con diferentes sabores, añadiéndole diferentes hierbas o especias a la mezcla de pan rallado. En este caso, además de varias especias, para darle un sabor mas especial utilicé patatas fritas al punto de sal. Una receta que a los niños les llama mucho la atención y que podéis conservar en el congelador.

Ingredientes:

  • 1 Pechuga de pollo
  • Una bolsa pequeña de patatas fritas
  • 1/3 vaso de pan Panko
  • 2 cucharaditas de perejil picado seco
  • 1 cucharadita de pimienta roja de cayena en polvo
  • Pimienta
  • 2 cucharaditas de ajo picado
  • 2 huevos
  • Harina
  • Sal
  • Aceite de oliva

Elaboración:

Retiramos la grasa que puedan tener las pechugas de pollo y la cortamos en trozos pequeños. Salpimentamos y añadimos ajo picadito a los trozos y reservamos.

Con un rodillo aplastamos las patatas fritas de la bolsa, hasta convertirlas en migas. Añadimos entonces el pan rallado, la pimienta de cayena, el perejil picado, una pizca de sal y mezclamos bien

Batimos los dos huevos que utilizaremos para rebozar y preparamos otro plato con harina.

Cogemos los trocitos de pollo y los pasamos por ese orden por harina, huevo y la mezcla de miga de pan y patata.

En una sartén, calentamos el aceite y freimos a fuego medio nuestros nudggets de pollo durante 4-5 minutos, dándoles la vuelta para que se doren por ambos lados.

Servimos caliente.

Notas:

  • Me hice con el Pan Panko en el Corte Ingles, ya que resulta mas crujiente. Si no disponéis de el, siempre podéis utilizar pan rallado normal o triturar miga de pan duro que tengais por casa.

.