Arroz verde

Arroz Verduras

Las espinacas son un buen complemento para muchos platos y además aportan un color único. Hasta el momento de realizar esta receta nunca las había combinado con el arroz, pero tras la experiencia puedo decir que repetiré este arroz verde. Un arroz salteado con verduras muy sencillo de elaborar y que tendréis listo en media hora. Para darle un mayor sabor al arroz, podéis utilizar para cocinarlo tanto un caldo de verduras que tengáis preparado como aprovechar parte del agua de cocción de las espinacas. Los mas atrevidos podéis animaros también a darle un punto picante.

Ingredientes:

  • 2 tazas de arroz
  • 200gr. de espinacas frescas
  • Zumo de 1/2 limón
  • Un manojo de cilantro fresco o perejil
  • 3 cucharadas de aceite de oliva
  • 1 cebolla
  • Pimienta
  • Sal

Elaboración:

Lavamos las espinacas y hervimos las hojas en una olla con agua durante unos 5-8 minutos. Una vez cocinadas, escurrimos y las picamos muy finamente bien a cuchillo bien con una picadora o procesador de alimentos.

Rehogamos el arroz con 2 cucharaditas de aceite en una olla medio minuto. Añadimos 2 medidas de agua (combinada con el caldo de cocción de las espinacas) por una de arroz, sal, y dejamos cocer hasta que esté en su punto, siguiendo las pautas del fabricante.

Picamos finalmente también el cilantro fresco y la cebolla y reservamos.

En una sartén calentamos una cucharada de aceite y salteamos la cebolla unos minutos. Añadimos después las espinacas, el cilantro y el zumo del limón y removemos unos minutos. Cuando el arroz esté listo lo incorporamos, salpimentamos, mezclamos todos los ingredientes y servimos.

Notas:

  • Si os gusta el picante podéis añadirle una guindillita en el punto final y después retirarla o jalapeño bien picadito.

.

Macarrones con espinacas y salmón

Pasta y Pizza

La combinación de espinacas y el salmón a la plancha siempre me ha gustado, tanto por su colorido como por la mezcla de sabores. Ante la falta de cantidad suficiente para servirlo como plato único, decidí utilizar la combinación como guarnición para unos macarrones. Un plato de lo mas completo si tenemos en cuenta el alto contenido en proteínas y ácidos grasos omega-3 del salmón, la riqueza en vitaminas y minerales de las espinacas y el aporte de unos pocos guisantes. Para los que no disfruten especialmente de las verduras, un poco de salsa de tomate o queso rallado bastará para camuflarlas.

Ingredientes:

  • 220gr. de macarrones
  • 180 gr. de Espinacas congeladas
  • 2 puñados de Guisantes
  • 2 rodajas de salmón
  • Salsa de tomate (opcional)
  • Queso rallado (opcional)
  • Aceite de oliva
  • Sal y pimienta

Elaboración:

Una vez descongeladas las espinacas, las cocemos en una cazuela con abundante agua y una pizca de sal unos 5 minutos.

En otro recipiente, una vez el agua esté hirviendo añadiremos los guisantes y los coceremos durante 8-10 minutos aproximadamente.

Mientras en una cazuela con abundante agua y un chorrito de aceite, cocemos los macarrones al dente, siguiendo las instrucciones del fabricante. Una vez cocida la pasta, escurrimos y reservamos.

Por último, limpiamos las rodajas de salmón, las cortamos en daditos y cocinamos el salmón a la plancha tras salpimentarlas.

Mezclamos todos los ingredientes y servimos.

Notas:

  • Si veis que alguno de los ingredientes se queda frio bastará con que mezcléis todos los ingredientes en una sarten y los salteeeis unos minutitos hasta que adquieran calor

.

Pizza de espinacas y jamón

Pasta y Pizza

Llegado el fin de semana, en casa siempre tienen a reclamar alguna hamburguesa casera o pizza y por eso siempre intento tener alguna base casera guardada en el congelador. Las bases para pizza resultan sencillas de hacer y una vez puesta en faena, aprovecho a elaborar masa para 3-4 bases, como la que os puse hace tiempo en el blog. Esta vez y visto que las verduras esta semana habían escaseado en la dieta, decidí combinar espinacas con jamón serrano. Junto con el sabor del queso mascarpone y el glaseado balsámico, todos disfrutaron de esta pizza casera.

Ingredientes:

  • 1 base de pizza
  • 160 gr. de jamón (en lonchas finas)
  • 160 gr. de queso mascarpone
  • 2 puñados de espinacas
  • 1 cucharada de azúcar
  • 240 ml. de vinagre balsámico
  • 1 / 2 cucharada de mantequilla
  • Aceite de oliva

Elaboración:

En un cazo combinamos el vinagre balsámico y el azúcar y cocinamos a fuego medio-alto, revolviendo frecuentemente para que el azúcar se disuelva, y hasta reducirse 1 / 3. Entonces apagamos el fuego y añada la mantequilla, removiendo hasta que se derrita.

Precalentamos el horno a 220º.

Estiramos la base de la pizza en una superficie enharinada y la colocamos después en la bandeja del horno sobre papel sulfurizado. Esparcimos el queso mascarpone en la superficie uniformemente y cubrimos con el jamón. Horneamos durante aproximadamente 8 minutos.

Retiramos del horno y añadimos las espinacas. Volvemos al horno esta vez por 3-4 minutos hasta que la masa esté dorada y el queso burbujee.

Sacamos del horno y rociamos con la mezcla balsámica y unas cotas de Aceite de oliva virgen extra.

Notas:

  • Las medidas de jamón y queso mascarpone son orientativas y dependerán del tamaño de la base de la pizza.

.

Tortilla de patata y espinacas

Tapas y aperitivos

Soy una amante de la tortilla de patata, de la clásica a base de cebolla, patatas y huevos, y no hay semana que no entre en mi menú. Ayer, poniendo en orden el congelador, vi que tenía unas espinacas que he decidido añadir como ingrediente a la tortilla de patatas. El resultado, una tortilla muy jugosa que hemos desgustado templada sobre un trocito de pan y acompañada por mayonesa.


Ingredientes:

  • 3 patatas
  • 4 huevos
  • 400gr. de espinacas
  • 1 cebolla pequeña
  • Sal
  • Aceite

Elaboración:

Pelamos las patatas, y las cortamos en trozos. Picamos la cebolla y reservamos.

En una sartén, ponemos un poco de aceite y cuando esté caliente echamos la cebolla. Añadimos también las patatas y un poco de sal. Ponemos a fuego bajo y tapamos con para que se pochen. Pasados unos minutos, agregamos las espinacas, mezclamos y cocinamos hasta que terminen de hacerse y la patata este “blandita”.

Mientras, en un recipiente, batimos los huevos con un poco de sal.

Cuando las patatas estén listas, las escurrimos y echamos sobre los huevos batidos, mezclándolo todo bien.

Ponemos unas gotitas de aceite en el fondo de una sartén. Cuando esté caliente, añadimos la mezcla y dejamos que “cuaje” por uno de los lados. Después le damos la vuelta para cocinar el otro lado y conseguir que quede doradita.

Cortamos la tortilla en trozos y la servimos sobre un trozo de pan tostado. Acompañamos de mayonesa.

Notas:

  • Es importante escurrir bien la mezcla de patatas y espinacas antes de mezclarlas con el huevo para evitar exceso de grasa.

Garbanzos con espinacas

Legumbres

Las legumbres son un plato que en muchos casos queda relevado a segundo plano en el verano y épocas de calor. En mi caso, y dado que los platos de cuchara siempre me han gustado, acostumbro a cocinar legumbres al menos una vez por semana. Los garbanzos con espinacas ademas de ser un plato proteico y nutritivo, es una buena forma de introducir la espinaca de forma mas discreta en la dieta de aquellos a quienes no les gusta.

Ingredientes:

  • 300 gr de garbanzos
  • 300gr de espinacas
  • 1 cebolla
  • 1 diente de ajo
  • 1 hoja de Laurel
  • 1 rebanada de pan duro
  • 1 cucharada de tomate frito
  • Aceite de oliva
  • Sal y pimienta

Elaboración:

La noche anterior, ponemos los garbanzos a remojo con agua tibia y una pizca de sal.

Ponemos a cocer los garbanzos en abundante agua, con un chorrito de aceite de oliva virgen extra, y la hoja de laurel en una olla a presión. Cuando empiecen a hervir, desespumamos, cerramos la olla y esperamos a que alcancé el máximo de presión. A partir de ese momento bajamos el fuego y cocinamos 35 minutos aproximadamente o hasta que estén tiernos.

Mientras, pelamos la cebolla, la picamos y ponemos a pochar en una sartén. Pasados unos minutos, cuando este tierna, añadimos 1 cucharada de tomate frito y las espinacas limpias y sin tallos. Removemos unos minutos y añadimos a la olla.

Por otra parte, freímos una rebanada de pan duro y el diente de ajo picadito. Machacamos ambas cosas en un moreto y añadimos también a la olla de garbanzos.

Mezclamos con los garbanzos suavemente para que no se rompan y cocinamos a fuego suave unos minutos para que los sabores se mezclen. Servimos caliente.

Notas:

  • El tiempo de cocción de los garbanzos es aproximado. Dependerá del garbanzo y la olla que utilicemos.
  • Se le puede añadir también un huevo cocido picadito.

.

Ensalada de espinacas, requesón, fresas y nueces

Ensaladas

La espinaca, es una verdura muy ligera y nutritiva, que nos aporta energía. Si bien cocinada no es de mi agrado, gracias a está ensalada descubrí otra forma de introducirla en mi dieta que además me gustaba. Lo mejor de esta ensalada es sin duda la mezcla de sabores y texturas. Las espinacas se combinan con el sabor suave y textura blanda y granulada del requesón, el toque de acidez de la fruta y el dulzor de la miel que acompaña a la vinagreta. Ademas de fresas, podemos utilizar otras frutas para hacer mas completa la ensalada, lo dejo a vuestra elección. Solo necesitamos tener a mano todos los ingredientes para poder disfrutar en la mesa de esta ensalada de espinacas, requeson, fresas y nueces en 10 minutos.

Ingredientes (para 4 personas):

  • 300 g. de espinacas frescas
  • 250 g. de requesón
  • 25 fresas
  • 12 nueces
  • 100 ml. Aceite de oliva virgen extra
  • 50 ml. Vinagre de manzana
  • Una cucharada de Miel

Elaboración:

Colocamos en una fuente una cama de espinacas frescas cortadas. A continuación, lavamos y troceamos las fresas y las añadimos a la ensalada junto con el requesón y las nueces cortadas por la mitad.

Para realizar la vinagreta, mezclamos bien en un bol, el aceite virgen extra, el vinagre de manzana y la cucharada de miel y lo repartimos por la ensalada.

Nota:

  • He utilizado únicamente fresas, pero estas pueden acompañarse de otras frutas como la piña, manzana ácida, mango… cualquier fruta de temporada.
  • Respecto a la vinagreta, es importante utilizar aceite virgen extra, ya que aporta mucho mas sabor a la ensalada. El vinagre de manzana, en ocasiones lo he sustituido por el de Módena y no sabría decantarme por uno de los dos.

.

Potaje de garbanzos con pelotitas

Legumbres

Ingredientes:

– garbanzos

– espinacas

– 2 huevos

– 1 patata

– perejil

– 1 diente de ajo

– pan rallado

– 1 hoja de laurel

– pimentón dulce

– 1/2 cuchara grande de harina

– 1 cebolla mediana

– 1 o 2 cucharadas de tomate

– sal

– colorante

– aceite

Preparación:

La noche anterior, poner los garbanzos a remojo en agua.

Se ponen en la olla a presión (de momento abierta) los garbanzos y añadir agua de tal forma que los cubra cuatro dedos. Añadir la patata cortada a trozos, el laurel, sal y un poco de colorante. Poner en el fuego y que se vaya calentando.

Por otra parte, hacer un sofrito. Poner aceite a calentar en una sartén y una vez caliente, añadir la cebolla cortada en trocitos, un poco de pimentón dulce, el tomate y la harina. Una vez se rehogue un poco la cebolla, añades las espinacas y algo de caldo de la olla. Dejar hervir un poco y añadir a la olla.

Cuando lo de la olla empiece a hervir, tapar y dejar 20 o 25 minutos en este caso (si la olla no fuese a presión 40 minutos). Cuando se haya ido todo el vapor de la olla, abrir.

Por otra parte, bates los huevos en un recipiente, añades perejil, el ajo en trocitos muy muy pequeñitos y pan rallado poco a poco e ir removiendo. Parar de añadir el pan rallado cuando se ve que cuaja, entonces hacer pelotitas con la mano (te puedes ayudar con una cucharita) y freírlas en una sartén con aceite caliente hasta que se doren un poquito.

Una vez fritas, añadir a la olla y calentar un poquito el conjunto, para que las pelotitas se impregnen bien con el caldito del potaje.

Lasaña de espinacas

Pasta y Pizza Verduras

Ingredientes:

– placas de lasaña precocinada El Pavo

– espinacas

– 1 diente de ajo

– 1 cebolla grande

– 4 lonchas de queso

– queso rallado

– aceite

– sal

– pimienta

– salsa bechamel

Preparación:

Para preparar las placas se han de seguir las instrucciones del envase: sumergir las placas en agua caliente durante unos 10 minutos, removiendo de vez en cuando.

Si las espinacas no son frescas, descongelarlas. En una sartén poner un poco de aceite y pochar la cebolla con el ajo cortado todo en trocitos. Una vez pochada, añadir las espinacas, un poco de sal y pimienta al gusto. Remover durante unos 3 minutos. Retirar del fuego y poner sobre el preparado 4 lonchas de queso que se derretirá y remover.

Preparar bechamel , una parte de la bechamel añadirla al preparado anterior.

Una vez listo todo lo anterior, en la fuente que vayas a usar para el horno, poner una capa de placas en el fondo, poner relleno, otra capa y más relleno…según la cantidad que desees hacer. Añadir por encima la salsa bechamel y espolvorear queso rallado.

Hornear unos 10 minutos a temperatura elevada y acabar con 5 minutos de gratinado.

Torre de panqueques

Verduras

Ingredientes:

– 3 huevos

– 200 gr de harina

– 400 ml leche

– espinacas

– 1/2 cebolla

– aceite

– sal

– mantequilla

– mayonesa

– lechuga

– atún

– pimiento morrón

– jamón york

Preparación:

Primero preparar los panqueques o crepes, para ello mezclar los huevos, 200 gr de harina, 400 ml de leche, 1 chorro de aceite, 1 poco de sal y batir todo con la batidora. En una sartén para cada panqueque que se vaya a hacer, se pondrá un poco de mantequilla, se dejará derretir y se demarrará un poco de la mezcla anterior. Dar vuelta y vuelta a cada panqueque para que se haga por ambos lados.

Por otra parte, en una sartén saltear la cebolla y las espinacas. Cuando esté listo, añadir 1 cucharada de harina, otra de mantequilla, un poco de leche y remover. Esto será el relleno de algunas capas.

Nos disponemos a montar la torre a nuestro gusto. Poner el primer panqueque, esparcir un poquito de mayonesa y rellenar con: atún, jamón york, lechuga, pimiento y con las espinacas…y así sucesivamente con cada uno de los panqueques.

Espinacas con huevo

Verduras

Ingredientes:

– espinacas congeladas

– 1 o 2 huevos

– 1 diente de ajo

– aceite y sal

Preparación:

Las espinacas pueden comprarse congeladas o naturales, en mi caso las espinacas son congeladas. Para que se descongelen, puedes dejarlas unas horas fuera del congelador antes de cocinarlas o usar el microondas para ello.

Poner 2 cucharadas soperas de aceite en la sartén y calentar. Echar el diente de ajo partido en 3 o 4 trozos y una vez dorado, añadir las espinacas y agregar un poco de sal. Les das unas pocas vueltas durante 2 o 3 minutos y añadir 1 o 2 huevos directamente en la sartén según la cantidad que se desee. Remover bien mezclando las espinacas con el huevo hasta que se vea que el huevo ya está cocinado.